Aprende a decorar tu baño con un estilo marinero

Estamos en verano y cuando llega esta época muchas veces nuestra mente se dedica a viajar a la playa y al mar, si es que no estamos pasando allí las vacaciones. En una anterior publicación os explicamos cómo tener un estilo playero en el cuarto de baño. Sin embargo, no es el único estilo que recrea un ambiente veraniego, también podemos hacerlo con un estilo marinero.

Mediante el estilo marinero, podemos aportar a nuestro baño frescura, luminosidad y relajación, que simula lo que se siente cuando te estás bañándote en el mar.

Para conseguir que tu cuarto de baño tenga un diseño náutico, los colores que predominan en este estilo son el blanco y el azul marino. También se puede utilizar otros colores como diferentes tonalidades de azul, beige o rojo. Por supuesto, las rayas marineras no pueden faltar, es un clásico y es fundamental que estén, ya sea en paredes, suelo o en elementos decorativos.

Foto: Decoralia

Con los muebles se puede aportar una mayor luminosidad al espacio, para ello los muebles tendrían que elegirse en colores claros como el crudo, beige o el blanco.

Mueble Vision (Disponible en 60, 80, 100 y 120 cm)

Mueble Trento (Disponible en 60, 80, 100 y 120 cm)

Los elementos decorativos no pueden faltar para ambientar un cuarto de baño con un estilo marinero, se pueden utilizar objetos como faros, timones, remos, caballitos de mar o estrellas de mar. La cuerda y la madera también son fundamentales si queremos que al entrar en nuestro baño parezca que estamos dentro de un barco.

 

 

 

 

Decorar un cuarto de baño con estilo nórdico

El origen de este estilo está, como dice el nombre, en los países nórdicos, principalmente en Noruega y Suecia. El precursor del estilo de decoración fue la exposición de Estocolmo de 1930, una feria del diseño y el mueble donde se mostraron diseños más modernos que se combinaron con el uso de materiales que tenían a su alcance. El objetivo con lo mostrado en la exposición era crear entornos alegres, cómodos y luminosos. Pero no fue hasta 1954 cuando se acuñó el término de estilo nórdico en una exposición con ese nombre que recorría Norteamérica promoviendo el estilo de vida escandinavo.

La decoración de estilo nórdico tiene unas ciertas características, las cuales os vamos a mostrar y enseñar cómo plasmarlas en el cuarto de baño. Lo primero es que los baños se distinguen por ser baños sencillos, elegantes y funcionales.

Uno de los elementos más característicos de este estilo es la luminosidad por el hecho de que en los países nórdicos pasan muchos meses con poca luz. El espacio ha de estar muy iluminado y para hacerlo posible hay dos maneras. Si el cuarto de baño tiene ventanas, lo más importante es aprovechar la luz natural, tener grandes ventanales o claraboyas si es posible sería lo más ideal. No obstante, si se tiene un baño sin ventanas, como sucede en muchos de hoy en día, se intentará crear esa luminosidad con luz artificial pero con tonos cálidos.

Foto: roohome.com

Para potenciar aún más que el espacio esté muy iluminado se utiliza el color blanco, el otro elemento clave en este estilo nórdico. El color blanco puede encontrarse tanto en paredes, suelo como mobiliario, todo en este color creará una mayor sensación de amplitud en el espacio. Si se quiere añadir algo de color, se puede optar por colores en tonos claros como el gris o el marrón que aporten tranquilidad al entorno. Y si eres de los que te gusta combinar estilos de decoración, se puede tener algún accesorio en colores vivos para crear un estilo rompedor.

 

Foto: laattapiste.fi

 

Foto: hzcdn.com

Tanto para ducha como para bañera, las mamparas transparentes son indispensables para aportar mayor amplitud visual y crear luminosidad en el cuarto de baño.

 

 

Aunque se pueda pensar que el estilo nórdico aporte frialdad al ambiente por predominar el color blanco y los tonos neutros y claros es todo lo contrario, otra de las claves de este estilo la calidez que produce. Para crear esta sensación de calidez  podemos hacerlo utilizando elementos naturales como la madera, que también va a aportar calma y serenidad al entorno. La madera se puede utilizar en muebles, paredes, techos o suelos y obviamente ha de tener tonos claros.

 

Las líneas simples y rectas o redondeadas son muy características de este estilo para crear una sensación de tranquilidad. Asimismo, también se busca la funcionalidad tanto en el mobiliario como en la grifería.

Y para finalizar, si se quiere aportar mayor frescura al ambiente y darle un toque más natural, las plantas siempre son una buena opción, en este post os recomendamos unas cuantas.

 

Cuarto de baño con estilo playero

¡Comienza el verano!

Si se quiere hacer un cambio de decoración en el cuarto de baño, por qué no hacerlo con un estilo playero. Puede que tengas una casa o un apartamento al lado de la playa y quieres tener esa decoración tan característica de los hogares de las costas o bien, vives lejos de la costa y quieres que el cuarto de baño te recuerde a esas vacaciones tan increíbles que pasaste en la playa.

Además, este tipo de decoración puede aportar paz y tranquilidad al ambiente, lo que tanto deseamos tener cuando estamos en el baño.

Aquí, te contamos como decorarlo con un estilo totalmente veraniego.

En cuanto al color, los baños ambientados en la playa suelen tener colores claros, los que más predominan son el blanco y el azul en diversas tonalidades. También puede incluirse el marrón, en diferentes tonos al igual que el azul, que nos recordaría a la arena.

Fuente: Homystyle

Para los muebles, los colores claros como el beige, el crudo o el blanco serían los más adecuados para este estilo que aporta tanta luz al cuarto de baño.
El mueble Noa de Visobath, en su color crudo sería perfecto, este es el de 80 centímetros de 3 cajones pero también se puede encontrar de 2 cajones, de 6 cajones y en medidas de 60, 100 y 120 centímetros.

Si se prefiere un toque más rústico, el mueble Trento de Visobath nos aportará ese toque antiguo pero con elegancia. Este mueble está formado por un cajón y una puerta y se puede encontrar en las medidas de 60, 80, 100 y 120 centímetros.

Trento de 80 centímetros

 

En cuanto a los accesorios, los elementos del mar son fundamentales para darle el toque playero al cuarto de baño. Estrellas de mar, caracolas, peces, caballitos de mar… incluso sirenas pueden estar en las toallas, los recipientes para el jabón, cepillos de dientes, la cortina de la ducha o simplemente como elemento decorativo en la pared. La madera y la cuerda también son bienvenidas en esta decoración.

Plantas para el cuarto de baño

En la publicación sobre cómo decorar tu baño de manera tropical ya hablamos de que tener plantas en el lugar es un buena forma de crear el ambiente de la selva. Ahora, os vamos a mostrar cuales son las más adecuadas para poner en vuestro cuarto de baño. Se suele tener la idea de que las plantas necesitan mucha luz para vivir y si pensamos en el baño, normalmente no es el lugar más luminoso de la casa. Pero es un mito, hay plantas que pueden vivir perfectamente en el cuarto de baño porque necesitan mucha humedad y poca luz.

El Bambú, es una planta muy adecuada para el baño, puede crecer sin problemas en lugares con poca luz y muy bien en ambientes húmedos. De acuerdo al Feng Shui, esta planta atrae energía positiva a la estancia y es mejor colocarla en un sitio que se pueda ver su reflejo en el espejo. No necesita una maceta, con un recipiente con agua es necesario para poder vivir, para que crezca de manera sana hay que cambiarle el agua frecuentemente.

Si tienes un baño en el que entra la luz natural, aunque sea un poco, el Potus es ideal para el lugar. A esta planta no le gusta mucho la oscuridad así con un poco de luz natural es suficiente. Al igual que el bambú, no requiere de una maceta, con un recipiente lleno de agua es suficiente para que pueda crecer.

El Aloe vera, la planta por excelencia conocida por sus propiedades curativas como para tratar las quemaduras de la piel, picaduras de insectos, eccemas, cortes… Recomendamos informarse bien antes de hacer uso de ella. En cuanto al cuarto de baño, esta planta necesita luz pero no mucho tiempo de manera directa ya que se puede marchitar y tampoco hay que regalarla mucho, ya que al ser un tipo de suculenta si se riega en exceso es perjudicial para la planta.

Otra planta muy vistosa es la Sansevieria por su color verde y amarillo, también puede crecer perfectamente en ambientes con poca luz y mucha humedad. La Sansevieria ha sido catalogada incluso por la NASA como una de las plantas que más purifican el aire, por lo que tenerla en el baño nos asegurará un espacio libre de toxinas.

La Hiedra es una planta adecuada tanto para exterior como interior. No requiere de mucha luz y necesita mucha humedad, así que el cuarto de baño es buen lugar para ella. Al tratarse de una planta enredadera, crecerá mucho por lo que es aconsejable colocarla en un lugar espacioso.

Si se quiere dar un toque más colorido al cuarto de baño, también se pueden poner plantas con flores.

El Lirio blanco es una planta que con su flor blanca puede proporcionar al baño un ambiente más relajante, elegante y decorativo. Aunque prefiera luz, esta planta se adapta a lugares donde no hay tanta luz natural. Junto a la Sansevieria, el lirio blanco es otra de las plantas que purifican el aire.

Las Orquídeas también pueden aportar un ambiente con color a nuestro cuarto de baño. Necesitan luz pero no directa del sol, aconsejable dejarlas cerca de la ventana. Al tener sus orígenes en zonas tropicales o subtropicales necesitan mucha humedad.

Decora tu baño con el estilo tropical

La tendencia tropical ha venido para quedarse. Este estilo basado en evocar a la naturaleza, sobretodo a la selva, nos hace sentir conectados con la madre tierra y nos proporciona una sensación de bienestar, relajación y armonía. Es una tendencia basada en colores verde, el azul del mar e incluso colores como el amarillo, el fucsia que pueden recordar a las flores. Además, la madera ha de estar muy presente para recrear un espacio tropical.

Con el verano acercándose, si se quiere redecorar el baño tanto de la casa como el de una segunda vivienda, con esta tendencia te sentirás como si estuvieras en la misma selva y que mejor que ponerlo en el cuarto de baño que es un lugar donde se busca el relax.

Las plantas son uno de los elementos más importantes para darle el toque tropical deseado al cuarto de baño y son ideales para mantener el aire limpio ya que reducen el dióxido de carbono. Y aunque se pueda pensar lo contrario, los baños son un buen lugar donde muchas plantas se pueden mantener por su ambiente húmedo y cálido. Ejemplo de plantas que podrían funcionar para esta tendencia: tronco de brasil, lirio blanco, filodendro, dieffenbachia y el bambú, entre otras. Para colocarlas en el baño puedes dejar volar tu imaginación y ponerlas donde quieras, sobre un mueble, colgadas del techo, en la pared…

Los colores, todo lo que sea en tonalidades verdes es idóneo para este estilo. También se puede utilizar distintas tonalidades de marrón para darle ese toque de tierra, así como el azul y colores muy vivos como rojos, naranjas, fucsias que evocarán a las flores y a esos colores vivos de la selva.

Por otro lado, los elementos de madera son esenciales para hacer del lugar más tropical. La madera puede emplearse tanto en los muebles como en los revestimientos de suelos y paredes e incluso en el plato de la ducha.

Pero si en vez de cubrir la pared con madera se quiere hacer algo diferente, se puede utilizar un papel pintado con un fondo de hojas o algo que recuerde a la selva. Por supuesto tiene que ser un papel que tenga protección para la humedad.

 

Y si no se tiene mampara en el ducha o bañera, se puede poner una cortina que tenga un estampado de hojas grandes.

 

Por último, para darle el toque tropical al baño los accesorios pueden ser cestas de mimbre o de bambú, elementos que tengan hojas o incluso con animales como aves exóticas, que se pueden encontrar en el trópico y aportar más alegría al espacio o jugar con las tonalidades de un entorno tropical.