Cómo comprar un buen plato de ducha de resina

Hace unas semanas ya realizamos un post en el blog, donde ofrecíamos información sobre como elegir un plato de ducha de resina, pero como varios clientes nos han consultado información hemos querido ir más allá de lo que puedes encontrar en internet e incluso en nuestro propio post y hemos estado en los laboratorios donde ensayan y testean los platos de ducha de resina para conocer de primera mano cuales son las premisas a la hora de comprar un plato de ducha de carga mineral.

– En primer lugar una de los aspectos más importantes es que el plato de ducha esté fabricado en España, ¿Por que es importante que esté fabricado en España? Porque según nos indica el técnico especializado el proceso de fabricación en nuestro país es mejor que el del mercado asiático, se cuidan los detalles al máximo, se establece un control de producción en fábrica e incluso se pasa un control de calidad tanto interno como externo.

– En segundo lugar es un aspecto fundamental es que el plato de ducha esté fabricado con resinas de calidad, el material con el que está fabricado el plato es súper importante, ya que dependiendo de la formulación de los platos puede llegar a agrietarse con el paso del tiempo e incluso que ante un cambio de agua fría a agua caliente llegue a romperse el plato en la zona del desagüe, que es la zona donde menos espesor tiene el plato de ducha y donde más probabilidades tiene de que rompa.

– En tercer lugar solicitar al vendedor de los platos de ducha, si las placas con las que se ha fabricado el plato tienen los siguientes ensayos:

  • Ensayo de resistencia a productos químicos y manchas: este ensayo consiste en determinar la resistencia de los acabados a ciertos productos de limpieza y a otras característicos del cuarto de baño tales como: ácido acético (10%), hidróxido sódico (10%), etanol (70%), lejía y azul de metileno (1%). De cada uno de los productos se depositan unas gotas y se mantienen cubiertas con vidrios reloj durante 2 horas. Tras realizar el ensayo la superficie no debe verse afectada por los agentes químicos indicados anteriormente de acuerdo con la norma UNE EN 263:2002; “Especificaciones de planchas acrílicas reticuladas obtenidas por colada para bañeras y recipientes de ducha de uso doméstico.
  • Ensayo de absorción de agua: esta prueba indica el incremento de masa con respecto a la masa inicial, expresada en porcentaje, que experimenta una muestra cuadrada de 50 mm de lado, al estar sumergidas en agua a 20ºC durante 24 horas.Para obtener un buen resultado la absorción del agua no debe ser superior a 40 mg.
  • Ensayo de solidez de los colores al agua caliente: en esta prueba la muestra se somete a la acción de 100 ciclos, consistente cada ciclo en: 30 minutos en agua a (60+-2)ºC y 30 minutos de secado al aire libre a temperaturas ambiente. La degradación de color no debe ser menor de 3, de acuerdo con la norma  UNE EN 263:2002.
  • Ensayo de solidez del color a la luz: Este ensayo se determina la resistencia al cambio de color de los revestimientos superficiales sometidos a la acción de la luz de una lámpara de xenon, en las siguientes condiciones: temperatura del placa negra (55+-3)ºC e intensidad de irradiación (300-400 nm) 65W/m2.
  • Resistencia al calor seco: Esta prueba es un poco peculiar, consiste en coger un vaso cilíndrico de aluminio, lleno con triesterato de glicerol, se calienta hasta una temperatura aproximada de 185ºC, agitando de vez en cuando. Seguidamente se transfiere a una placa aislante y se deja que la temperatura llegue a 180ºC+-5ºC agitando continuamente. A continuación se deposita el vaso sobre la probeta a cierta distancia de los bordes y se mantiene durante (20+-1) minutos sin agitación. Transcurrido este tiempo, se retira el vaso y se deja enfriar la probeta durante (45+-5) minutos.
  • Resistencia al impacto: Este ensayo es muy interesante y a la vez sencillo, se realiza fijando una probeta en una superficie plana se deja caer una bola de acero de 225g de masa y 38.1 mm de diámetro de forma que no se produzcan impactos múltiples, desde una altura de 610 mm.Una vez terminado el ensayo los productos conformados con superficie sólida no deben presentar roturas a la altura de caída indicada.

Además de estos ensayos, si la placa con la que se ha fabricado el plato de ducha también tiene estos otros ensayos realizados y los ha superado correctamente, ya podemos tener la tranquilidad de que hemos comprado un buen plato de ducha fabricado con resina. 

  • Ensayo de estabilidad térmica
  • Ensayo de resistencia al agua caliente
  • Resistencia al calor húmedo
  • Resistencia a la flexión

Todos estos ensayos realizados por laboratorios acreditados, están supeditados bajo las normas:

  • UNE EN 263
  • UNE EN ISO 19712-2
  • UNE EN ISO 19712-3
  • UNE EN ISO 178

Es importante destacar que todos estos ensayos se realizan sobre la placa con la que se fabrica el plato de ducha, no sobre el plato.

El ensayo más característico que suelen realizar todos los fabricantes de platos de ducha de resina sobre el plato es el Ensayo de resistencia a productos químicos y manchas, junto con el Marcado CE que es el mínimo obligatorio para cumplir con la normativa vigente.

– En cuarto lugar otro factor relevante es que el plato de ducha tenga un grosor entre 2 cm y 3 cm, el espesor del plato de ducha hace que este sea más robusto y tenga menos problemas de futuras grietas o rotura a largo plazo.

– En quinto lugar que el plato sea antideslizante. Según AIDIMA, Instituto Tecnológico especializado en realizar ensayos de platos de ducha, el antideslizante perfecto es un grado 3, ya que en este caso la seguridad viene dada por la capacidad del plato para que no nos resbalemos cuando estamos duchándonos. Un grado 3 de antideslizamiento es lo ideal, aunque también existen en el mercado otros platos que ofrecen un grado 2 para aquellas personas que son más exigentes con la limpieza de los platos de ducha. Como conclusión podemos decir que el grado 3 implica una rugosidad máxima, por lo tanto es el más seguro del mercado y el más antidesalizante, pero sin embargo el grado 2 es un poco menos rugoso pero más fácil de limpiar, debido a que es un poco menos rugoso.

Aunque no hemos comentado el Marcado CE, damos por hecho que debería tenerlo, puesto que es un requisito mínimo obligatorio para comercializar los platos de ducha fabricados con materiales de resina.

Los platos de ducha de ASEALIA disponen de la etiqueta de resbaladicidad otorgada por AIDIMA, una etiqueta que garantiza que el producto cumple con la normativa sobre antideslizamiento basada en el Código Técnico de la Edificación.

Platos de ducha de resina de antideslizantes

– En sexto lugar es importante que el plato de ducha este fabricado en color todo en masa, con esto nos referimos a que la composición del plato tiene el mismo color en toda la estructura, por lo tanto en caso de que se rompa la superficie, el color que aparecerá será del mismo tono que la superficie del plato.

– En séptimo lugar otro aspecto a tener en cuenta es que el plato esté terminado con revestimiento de gelcoat, este es un material que tiene unas características fantásticas. Como aspecto a destacar, el Gelcoat es totalmente impermeable, es un material muy resistente ante los productos de limpieza y además, una vez aplicado, el plato de ducha obtiene más dureza, es más resistente y más robusto. También hay que destacar que al aplicar el Gelcoat mejora y facilita la limpieza del plato.

Si queréis comprar un buen plato de ducha de resina, en ASEALIA cumplen con todos los ensayos vigentes del mercado, desde nuestro departamento técnico os recomiendan los platos: Fall y Basic.

Si os gusta tener un plato de ducha elegante, con más diseño y con el desagüe oculto; vuestro plato de ducha ideal es el modelo Fall:

asealia platos de ducha de resina

Si por el contrario no os importa que se vea el desagüe y queréis comprar un plato de ducha de resina más económico os recomendamos el plato de ducha modelo Basic

platos de ducha de resina en ASEALIA

 

Si estáis interesados en conocer más información sobres los platos o comprar un plato de ducha para vuestro baño, solo tenéis que hacer clic en el siguiente enlace:

Platos de ducha online

Actualización del post 03/11/2016

Hemos querido retomar este artículo porque con el paso del tiempo hemos detectado como algunos de los fabricantes de platos de ducha de carga mineral que están comercializando sus productos, están disminuyendo la calidad de sus platos debido a la alta competencia que existe en el mercado. A continuación vamos a enumerar los diferentes problemas que hemos detectado como consecuencia del entorno competitivo que existe en el nicho de mercado de los platos de ducha fabricados con resinas y cargas minerales.

El primer problema que hemos detectado es la disminución de la calidad de las resinas que componen el plato, el coste de la resina tiene un alto porcentaje en el precio final del producto, ya que las resinas buenas son caras, por esa razón algunos fabricantes tienden a bajar la calidad de las resinas para disminuir el precio del producto.

Otro factor relevante es la combinación porcentual de la resina con la carga mineral, algunos fabricantes trabajan un 70% cargas minerales frente a un 30% de resinas. Tal y como hemos podido comprobar en los laboratorios de AIDIMME, para que un plato de ducha no tenga problemas en la solidez y la resistencia de la masa que lo compone, se tiene que ir como mínimo a un 60% de carga mineral frente a un 40% de resina, esta combinación consigue tener un buen producto que evite problemas de futuro como es la posible rotura mediante el contraste del frío y el calor, prueba que se puede verificar mediante el Ensayo del choque térmico. Otro punto a destacar es la calidad de las cargas minerales, ya que hemos hecho algunas pruebas y algunas son de muy baja calidad e incluso acaban mezclando varias partículas que empeoran la calidad del producto.

Es importante saber que otro de los problemas que nos hemos encontrado ha sido la de la incorporación del poliuretano como sustituto del gel coat como capa de recubrimiento del plato de ducha de carga mineral. Este cambio se debe principalmente a dos motivos, uno la disminución del precio del plato y el otro la rapidez del secado, ya que los platos fabricados con poliuretano tardan menos tiempo en realizar el secado y se pueden entregar al destinatario con mayor rapidez. El problema del cambio es el siguiente: los platos de ducha acabados con poliuretano ofrecen problemas de velado e incluso con de limpieza, ya que al aplicar lejía sobre ellos suelen perder el color brillante y es posible que se vea un tono amarillo; esto se debe a que la laca de poliuretano no es resistente ante los agentes químicos y manchas como es la lejía mientras que los plato hechos con gel coat si que son resistentes.

Por último y no por ello menos importante, es el tema de la válvula, algunos fabricantes empiezan a incorporar válvulas de baja calidad. El beneficio del producto por cambiar de una válvula buena a una de baja calidad es mínimo, estamos hablando en costes de fabricación de un 1%, es decir, de incorporar una válvula buena a una de peor calidad el fabricante puede conseguir un ahorro de un 1%, como podéis ver es mínimos mientras que las consecuencias que puede tener ese 1% en el mercado pueden ser gran magnitud, ya que una válvula no tiene porque dar problemas, pero está sometida a un trabajo constante en un entorno de condiciones que le perjudican como es la humedad y si se estropea con el paso del tiempo, el coste de sustituirla es alto, debido principalmente a la mano de obra y los problemas que se ocasionan a los vecinos.

Por todas esta razones, en ASEALIA seguimos esforzándonos por conseguir comercializar platos de ducha de cargas minerales que no ocasionen problemas a los usuarios, realizamos pruebas y controles periódicos a los fabricantes para que no disminuyan la calidad de los platos de resina, de esta forma evitamos que nuestros clientes tengan los mínimos problemas posibles y estén tranquilos que han comprado un buen plato de ducha.